NO a una plaza caótica, pedimos soluciones

Los propietarios de viviendas, locales y oficinas del edificio sito en la calle Bravo Murillo número 297, comienzan una campaña de recogida de firmas en apoyo a un manifiesto que se enviará a la Junta Municipal del Distrito de Tetuán, en el que se pone de manifiesto lo siguiente:

  1. Que la situación de la plaza de nuestro edificio, desde que nos vimos obligados a la retirada de las barreras instaladas con base en un acuerdo de la Junta General, se está deteriorando de forma constante y alarmante: a día de hoy prácticamente solo pueden aparcar quienes están dispuestos a pagar al gorrilla; ciertos transportistas colapsan todos los días laborables durante periodos de tiempo superiores a media hora, la salida y entrada de vehículos e incluso el normal tránsito de peatones subiéndose a las aceras y depositando cajas en las mismas durante horas; el desorden y suciedad, a pesar del esfuerzo que hace la comunidad pagando todos los gastos de limpieza y mantenimiento, deteriora de forma significativa el aspecto del edificio, lo que perjudica muy seriamente a los propietarios, como muestra el número de locales vacíos, y a los vecinos de la zona en su conjunto.

  2. Desde la primera comunicación del Ayuntamiento ordenando la retirada de las barreras, la comunidad de propietarios ha pedido al Ayuntamiento, a través de la Junta Municipal, una solución satisfactoria para el interés general, que evite el mal uso y deterioro creciente de la plaza. Por nuestra parte hemos ofrecido nuestra completa colaboración y, dentro de los límites de nuestras posibilidades, hemos puesto sobre la mesa distintas alternativas: la conversión de la zona de calzada en zona de aparcamiento regulado SER; la reinstalación de las barreras como forma de cohonestar el uso peatonal de la plaza con el de aparcamiento limitando el tráfico rodado, facilitando con ello la carga y descarga ordenada y asegurando el acceso de emergencias; o la completa peatonalización de la plaza lo que sería congruente con la limitación originaria de que no hubiera tráfico rodado en su interior. Como respuesta lo único que hemos recibido hasta ahora son algunas palabras que suenan a “dar largas” (no conocemos que se haya hecho gestión alguna para buscar soluciones). A día de hoy la situación que se ha tornado insostenible. La realidad es que la plaza es el RECINTO SIN LEY del barrio de Tetuán.

  3. Reiteramos nuestra disposición a restablecer la legalidad urbanística por el cauce que se considere adecuado, ofreciendo nuestra plena disposición a celebrar un convenio con el Ayuntamiento para que la plaza quede en régimen de aparcamiento regulado SER, o, para que se reinstalen las barreras con los requisitos que se estimen oportunos; y si no hay otro remedio, peatonalícese la plaza, para lo que se supone que no habrá obstáculo dado que restablecería estrictamente la legalidad en su día conculcada. Lo que de ninguna manera es aceptable es que bajo la consideración de que la plaza está fuera de ordenación se condene a los propietarios de este edificio, y a todos los vecinos de la zona, a sufrir las lamentables consecuencias de la inacción que en el pasado tuvo el propio Ayuntamiento al dejar prescribir la acción de restablecimiento de la legalidad urbanística, que es de lo trae causa la situación creada, inacción en la que persiste inexplicablemente a pesar de nuestras reiteradas peticiones. PEDIMOS SOLUCIONES, PEDIMOS JUSTICIA.

Juntas de Vecinos
Administración
Screen Shot 2017-10-20 at 19.09.57.png
Captura.PNG
Facebook.png